¿Qué es la impresión en tres dimensiones o impresión 3d?

La impresión en tres dimensiones o impresión 3D es la creación de objetos reales mediante la superposición de capas de material.

Este sistema de creación de objetos se emplea en diferentes ámbitos como son la arquitectura o ingeniería, la medicina (en Estados Unidos se ha autorizado la producción del primer medicamento en tres dimensiones: el Spritam, que se emplea para el tratamiento de la epilepsia) y es muy útil en la elaboración de prótesis, los complementos de moda, en arqueología (pudiendo obtener la réplica de piezas sin necesidad de manipular los originales) o en educación (donde se emplea para que el alumnado pueda visualizar conceptos abstractos o complejos).

IMPRESION 3DPara crear estos objetos se emplea una impresora 3d, que es una máquina que permite la creación de objetos con volumen. Actualmente existe en el mercado dos tipos de impresoras: las de tintas y las impresoras 3d que emplean el láser. Las primeras son más rápidas y baratas, aunque los objetos que se obtienen con ellas son más frágiles. Las segunda, por su parte, sirven para obtener objetos más resistentes, aunque el proceso de creación es más costoso y lento.

Existe, no obstante, un tercer tipo de impresoras 3d, menos conocida y de uso más restringido, que son las impresoras que inyectan polímeros. Estas máquinas funcionan inyectando una serie de resinas líquidas que, posteriormente, someten a un proceso de curación mediante luz ultravioleta. Son muy precisas y su acabado es casi perfecto. Su principal ventaja es que permite la utilización de dos materiales diferentes en un mismo objeto.

 

Técnicas de modelado en tres dimensiones

Las impresoras en tres dimensiones pueden utilizar diferentes tecnologías, y cada una de ellas es compatible con una serie limitada de materiales. Así pues, dependiendo del objeto que queramos realizar, optaremos por una tecnología o por otra.

que es la impresión 3DLas técnicas de creación de objetos en tres dimensiones más habituales son: polimerización, laminación de metal, inyección de aporte, inyección de aglutinante, extrusión de material, cama de polvo y depósito metálico. Cada una de ellas emplea materiales diferentes. Así, por ejemplo, tenemos lo siguiente:

  • Modelado por deposición fundida. En este caso, la impresora funciona fundiendo o ablandando el material para producir las capas. Los materiales que se emplean con esta técnica de creación de objetos en tres dimensiones son: comestibles, termoplásticos (plásticos que se modelan con el calor y adquieren aspecto vidriado cuando se enfrían) o los denominados metales eutécticos.
  • Modelado de hilado que emplea electrones.
  • Modelado que sigue una técnica laminada por capas que se denomina impresión por inyección. En este caso los materiales que se emplean son papel, papel de aluminio y diferentes plásticos.
  • Modelado fotoquímico, en el que se opta por el empleo de sustancias que alteran sus propiedades por acción de la luz. Es la técnica más empleada para crear prótesis dentales o sellos.

Independientemente de la técnica de modelado que se emplee en l impresión 3D, hay que destacar que el material que más se emplea para la impresión de objetos en tres dimensiones es el nylon.

 

Impresión 3D: Comida en tres dimensiones

La creación de objetos en tres dimensiones o mediante la impresión 3D avanza rápidamente. De hecho, en la actualidad ya es posible adquirir automóviles o prótesis creados con este sistema. Sin embargo, el más llamativo de todos es el que permite la obtención de comida siguiendo esta técnica.

Esto es posible gracias al modelo denominado Foodini, que permite crear el plato empleando las materias primas que requiere el mismo. Según los especialistas, esta creación es la muestra de una nueva generación de electrodomésticos que funcionará de manera similar al microondas. En la actualidad, esta impresora es capaz de crear el plato, pero no lo cocina. Pero los próximos modelos sí lo harán.

Estos modelos serán especialmente útiles en los hospitales, donde el personal sanitario podrá preparar los diferentes platos de los pacientes con tan solo introducir los parámetros de cada uno. En la actualidad, esta impresora se está probando en espacios profesionales como hoteles, pastelerías o restaurantes, además de los ya referidos centros sanitarios.

Para su funcionamiento Foodini emplea unas cápsulas que contienen todos los ingredientes necesarios, aunque existen modelos que tienen cápsulas abiertas para que la persona usuaria pueda personalizar los ingredientes de lo que desea cocinar.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.