Tecnologías de impresión 3d

¿Qué tipos de tecnologías de impresión 3d hay en el mercado?

En la actualidad en el mercado podemos encontrar diferentes tipos de tecnologías de impresión 3d. Tres de ellas son las que más se han desarrollado y las que están marcando el ritmo de desarrollo de la tecnología en este sentido. Con cada una de ellas se realizan piezas diferentes y con acabados muy distintos.

Las tres tecnologías principales de la impresión 3d en la actualidad son:

 

Tecnología aditiva en la impresión 3d

Con esta tecnología podemos elaborar productos en su totalidad, partiendo de un diseño y hasta que se materializa completamente. Su principal ventaja es que se pueden realizar piezas de gran complejidad geométrica en poco tiempo.

Los objetos que se obtienen con este tipo de impresión tienen un acabado casi perfecto, siendo sus diferentes capas casi inapreciables por el ojo humano.

Las máquinas que imprimen 3d con esta tecnología van agregando capas de material desde el principio del mismo hasta conseguir su aspecto final. Estos procesos aditivos incluyen todo tipo de tecnología prototipada rápida. Los métodos más habituales son los siguientes: FDM, FFF, Estereolitografía (SLA) o el Sinterizado Selectivo Láser (SLS).

Tecnologías de impresión 3d

 

Tecnología de deposición de material plástico

Las impresoras que utilizan la tecnología de deposición de material plástico son las más populares del mercado.  De hecho fue la primera que se desarrolló. Fue en los años ochenta del siglo XX y su artífice fue Scott Crump, fundador de la empresa Stratasys.

Para su funcionamiento, las máquinas de impresión 3d de tecnología de deposición emplean plástico ABS y el polímero biodegradable que se conoce con las siglas PLA.

Tecnologías de impresión 3d

Para trabajar la impresora de este tipo necesita una superficie donde se depositará la pieza y de la que se podrá separar sin ningún problema. La impresión del objeto que queremos crear comienza desde la capa inferior.

Para crear el objeto se emplea un hilo que, tras pasar por un extrusor, se calienta hasta llegar al punto de fusión, adquiere la forma que la impresora le va dictando. Eso sí, formando capas. Una vez que se haya depositado se enfriará solidificándose. Este proceso se repetirá en cada capa. Cuantas más capas haya o más delgadas sean las capas, mayor será la calidad del objeto obtenido.

 

Impresión 3d con tecnología láser

Hay dos sistemas que emplean tecnología láser para crear objetos en 3d: la Estereolitografía (también conocida como SLA) y la Selective Laser Sintering (popularmente conocida con las siglas SLS).Tecnologías de impresión 3d

La impresión por estereolitografía se produce capa a capa, pero partiendo de una base que se mueve hacia arriba (o hacia abajo) desde la que se elabora la pieza en cuestión. El material que emplea este tipo de impresora es la resina fotocurable (líquida). Esta sustancia se caliente con el calor del láser ultravioleta que activa la curación de la resina haciendo que se solidifique en la capa que se está imprimiendo.

La principal ventaja de la impresión 3d con tecnología láser es que se obtienen piezas de un acabado de máxima calidad. Otro aspecto destacado de esta impresión 3d es que requiere menos tiempo que otros sistemas para realizar los trabajos.

Su principal problema es que se desperdicia mucho material en el proceso de impresión.

En lo que respecta a la Sinterización Selectiva Láser hay que destacar que, partiendo de la base de la impresión estereolitografía, se ha perfeccionado consiguiendo que pueda emplearse gran variedad de materiales (poliestireno, materiales cerámicos, cristal, nylon y materiales metálicos). Todos estos productos se usan en polvo.

Su funcionamiento se basa en el impacto del láser sobre el material, momento en el que se funde y, posteriormente, se solidifica dando forma a la capa que formará parte de un objeto final. El material en polvo que no se emplea en la impresión 3d se acumula soportando la pieza que se va formando. Una vez que retiremos el objeto el material se desprenderá y podremos reutilizarlo para realizar otros trabajos.

A la hora de escoger una impresora 3d es importante escoger aquella tecnología que más se adapte a nuestra actividad profesional. Si no conocemos las particularidades y prestaciones concretas de cada una, lo mejor es consultar al distribuidor que nos ofrecerá asesoramiento especializado.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.